Notas de Aplicación

Medición de caudal de licor blanco

Medición de caudal de licor blanco
COMPARTIR EN REDES
Utilizando caudalímetros ultrasónicos externos de FLEXIM se puede realizar la medición de licor blanco sin contacto con el fluido, y prácticamente sin requerir mantenimiento a lo largo del tiempo. Además, no hace falta detener el proceso para su instalación, no hay posibilidad de fuga de productos, y su performance no resulta afectada por corrosión. 

En el proceso Kraft se forma la pulpa de papel a partir de chips de madera (pino o eucalipto, por ejemplo), mediante un proceso de cocción química en un digestor. Se ingresa el licor blanco, compuesto principalmente por soda cáustica (NaOH) y con contenido de sulfuro de sodio (Na2S). La presión del proceso es de alrededor de 10 Bar y la temperatura puede llegar a 200°C.

Del propio digestor se obtiene la pulpa de papel, mezclada con químicos y componentes orgánicos de la madera.

La pulpa se lava y se separa del resto, transportándose con agua. El líquido que queda es un desecho que se envía a otro proceso para recuperar el licor blanco.

En estos procesos se suelen utilizar caudalímetros electromagnéticos, ya que la pulpa y los distintos químicos son conductivos. Dichos equipos deben reemplazarse con mucha frecuencia, ya que al estar en contacto con fluidos agresivos o corrosivos se van deteriorando, perdiendo confiabilidad en la medición, hasta que finalmente dejan de operar.



descargar archivo