Notas de Productos

Caudalímetros Ultrasónicos Externos

Caudalímetros Ultrasónicos Externos
COMPARTIR EN REDES
ESCO ARGENTINA S.A. representa desde hace más de 12 años a la compañía alemana FLEXIM, líder mundial en tecnología de medición de caudal por ultrasonido en forma externa desde hace 30 años, y ha desarrollado: Caudalímetros ultrasónicos para líquidos. Caudalímetros ultrasónicos para gases. Caudalímetros ultrasónicos para vapor. Analizadores ultrasónicos para líquidos.

Los caudalímetros ultrasónicos FLEXIM utilizan una tecnología de doble procesamiento en paralelo, con un procesador DSP dedicado exclusivamente al análisis de la señal ultrasónica, lo que asegura mediciones confiables aun en condiciones extremas. Podríamos decir además que son “híbridos” e “inteligentes”, ya que de acuerdo con la calidad de la señal recibida por los transductores ultrasónicos, determinarán automáticamente qué principio de medición es el más apropiado, sin necesidad de intervención del usuario y sin modificar la posición de montaje de los transductores.

Medición por Tiempo de tránsito

Para aplicar este principio de medición, el caudalímetro ultrasónico mide el tiempo que tarda una señal ultrasónica inyectada en el fluido, viajando a favor (aguas abajo) y en contra del caudal (aguas arriba).  Así como un nadador cruza un río más rápido cuando nada a favor de la corriente que cuando nada en contra, el tiempo de tránsito de la señal viajando aguas abajo será menor que el tiempo de la señal yendo aguas arriba.  La diferencia entre estos dos tiempos es proporcional a la velocidad del fluido.

Este es el método más utilizado por estos caudalímetros, ya que puede emplearse tanto en la medición de fluidos limpios como en líquidos con bajo contenido de partículas, y además ofrece una exactitud mucho mayor a la que se obtiene por efecto Doppler.

Sistema NoiseTrek®

Este principio de medición es utilizado por los caudalímetros ultrasónicos cuando hay una presencia muy importante de sólidos en el fluido, y se basa en la medición de la señal reflejada en las partículas sólidas que son arrastradas por el líquido. Mediante el mecanismo denominado HybridTrek®, el caudalímetro determina qué principio de medición debe usar basado en la calidad de la señal ultrasónica recibida.  Siempre intentará mantener la medición utilizando el principio del tiempo de tránsito antes detallado dado que el que mayor exactitud asegura.  El cambio de un sistema de medición a otro es completamente automático, y no requiere la intervención del usuario.

Caudalímetros ultrasónicos portátiles

Estos modelos han sido desarrollados para facilitar la medición en puntos en donde no se tiene ningún equipo instalado, o bien donde lo que se necesita es verificar el funcionamiento de un caudalímetro existente.

Dado que los transductores ultrasónicos se fijan por fuera de la tubería, es muy simple realizar una medición de caudal sobre una instalación en forma temporaria, sin necesidad de interrumpir el proceso ni afectar la seguridad de la planta. 

Los valores medidos son almacenados en una memoria interna (que almacena hasta 100.000 valores), y pueden posteriormente descargarse en una computadora para su análisis y generación de informes.  La autonomía ofrecida por las baterías de estos equipos permite la medición durante casi un día en forma continua.  

FLEXIM ha diseñado caudalímetros ultrasónicos específicamente aptos para áreas clasificadas, con aprobaciones FM – Factory Mutual (Clase I – División 2) y ATEX (Zona 2).

Caudalímetros ultrasónicos fijos

Estos caudalímetros son diseñados para instalaciones permanentes, y ofrecen una gran variedad de entradas y salidas y protocolos de comunicación para incorporar más funcionalidades en la medición de caudal.

Por ejemplo, un caudalímetro ultrasónico fijo FLUXUS® G721 para medición de gas puede estar recibiendo los valores de presión y temperatura a través de entradas de 4-20mA, y realizar el cálculo del volumen de gas corregido a condiciones estándar. En forma similar, un caudalímetro ultrasónico fijo para vapor FLUXUS® G721ST podría estar realizando los cálculos de corrección de volumen a partir de las señales de presión y temperatura.

Un caudalímetro ultrasónico FLUXUS® F721 para medición de energía térmica en un intercambiador de calor puede estar dotado de entradas para los sensores RTD que medirán la temperatura del fluido al ingresar y al salir del circuito, para que la electrónica pueda calcular además del caudal volumétrico, la diferencia de temperatura y el caudal energético del sistema.

Aplicaciones

La tecnología de medición de caudal por ultrasonido en forma externa puede utilizarse en una enorme variedad de aplicaciones, en todo tipo de industrias y procesos, desde las más simples mediciones de agua en un sistema de riego hasta mediciones de hidrocarburos a temperaturas extremas (hasta 600°C) en una refinería, monitoreo de gasoductos a alta presión, ácidos y fluidos corrosivos, etc.

Envíenos su consulta desde: https://www.escoarg.com.ar/esco/contacto